Ver imágenes
La República 15 Septiembre 2008
0 Comentarios
Tamaño texto
SIN RIESGOS PARA EL CONSUMIDOR
Obtienen nuevo colorante natural de bija y cúrcuma
LOS INVESTIGADORES ESPERAN DESPERTAR EL INTERÉS DE INDUSTRIALES
  • Parte de los colores extraídos de la cúrcuma 100% natural para la tinción de los productos alimenticios, sin riesgos de salud.
Santos Aquino Rubio

SANTO DOMINGO.- Un colorante natural para alimentos que puede revolucionar la industria de los jugos, los embutidos y otros productos en los que se utiliza color, ha sido producido en el país, luego de un proceso de investigación a partir de la Cúrcuma y la Bija.

La investigación fue realizada por el doctor César Aybar, del equipo científico del Instituto de Innovación en Biotecnología e Industrias (IIBI), quien asegura que su descubrimiento constituye un aporte significativo a la industria de alimentos.

Aybar sostiene que los colorantes que se utilizan ahora en los productos alimenticios son producidos a partir de químicos, lo que provoca severos daños a la salud en el mediano y largo plazo “pero a partir de este colorante la población nacional y mundial no presentará esos problemas de salud”, afirma Aybar. Estima que todo colorante sintético afecta al organismo humano a la larga, incluso puede llegar a producir cáncer.

Los investigadores
El equipo de investigación estuvo integrado por los especialistas César Aybar, jefe del proyecto; Diógenes Aybar PhD, investigador en jefes del IIBI. con el auxilio de César Segura, MSc.,la licenciada Elisa Gómez y los bachilleres Vanessa Tejada y Zulema Coats.

Antecedentes
El uso de colorantes en la alimentación se remonta a tiempos inmemoriales. Las razones de su uso continuado a lo largo de la historia obedecen, en buena medida, al potencial de tinción observado en productos naturales que se han venido añadiendo a los alimentos con el fin de hacer más apetecible su apariencia sin causar efectos adversos para la salud. Ambas características permiten a los colorantes naturales competir con éxito con los de origen químico.

El éxito de los colorantes naturales se remonta a varios miles de años en la historia. Las civilizaciones precolombinas, en América Latina, o los antiguos egipcios, por citar a algunas, sentaron las bases de unos usos que se extendían desde la tinción textil hasta los alimentos, pasando por aplicaciones meramente cosméticas. Las propiedades de estos productos se ampliaron, muchísimo tiempo después, a la tinción de productos farmacéuticos.

En la alimentación su uso ha sido recurrente y sólo se ha visto parcialmente desplazado tras la aparición de colorantes artificiales en el mercado. Unos colorantes que, por cierto, persiguen los mismos objetivos que los naturales: un potencial de tinción adecuado con un riesgo mínimo o, para la mayoría de los casos, inexistente.

Al fin y al cabo, del colorante sólo se espera que tiña un alimento con el fin de llamar la atención del consumidor o, lo que es lo mismo, contribuir a la aceptabilidad del producto. Si su adición comportara riesgos alimentarios, por mínimos que fueran, su uso sería totalmente contraproducente, explican en su informe los investigadores.

Uso y aplicación
De acuerdo a lo explicado a LISTÍN DIARIO por César Aybar, el colorante 100% natural puede ser utilizado en los diferentes tipos de alimentos, incluyendo pastas, jugos, quesos, productos lácteos y otros, sin que represente ningún riesgo para la salud humana. Entiende que este descubrimiento revolucionará el mundo porque de ser utilizado por la industria evitaría el uso de los colorantes sintéticos y sus efectos negativos para la salud de los consumidores.

Dijo que en el caso de la Cúrcuma, el colorante extraído de sus rizomas se puede utilizar para colorear diferentes tipos de alimentos, como son: Pepinillos (para realzar el tono verde de los pepinillos), Mostaza.

- Productos Lácteos (tales como el yogurt y los helados), sopas, dulces (Cremas de relleno, marshmallows y confituras fritas), así como en queso procesado.

Las características
Los colorantes extraídos de la Cúrcuma y de la  Bija además de ser antinflamatorios presentan varias ventajas, entre las cuales podemos citar:

a.- Baja los costes de producción a la industria.

b.- Disminuye las probabilidades de cáncer.

c.- Será aceptado por el mundo, debido a que no es nocivo para la salud. “Nosotros hemos hecho nuestro aporte y ahora sólo falta que se haga la inversión para producir el colorante a nivel industrial”, expone con firmeza el investigador.

LA CÚRCUMA
La cúrcuma se ha cultivado desde hace más de dos mil años en la india, China, Oriente Medio y en la actualidad se cultiva en todas las regiones tropicales del mundo. Se cree que es una de las antiguas especies amarillas persas que se asociaban con el culto del sol. El olor de la cúrcuma es picante y fresco y su sabor es amargo, picante y con el punto de almizcle, recuerda a la naranja y al jengibre.

El matiz amarillo de la cúrcuma es producido mediante la mezcla de tres pigmentos polifernoles sintetizados en los rizomas de la planta. Estos pigmentos son colectivamente llamados curcuminoides y más comúnmente curcumina. La cúrcuma en sus rizomas básicamente una sustancia colorante denominada curcumina, que tiene gran aplicabilidad como agente colorante en productos alimenticios, y que hoy tiene amplia preferencia sobre los colorantes sintéticos, por no ser cancerígeno.

LA BIJA
El achiote (Bixa orellana) es oriunda de la región de Acre, al suroeste de la Amazonia. Se cree que fue domesticada a partir de Bixa excelsa, un árbol silvestre de la misma familia (Bixaceae) que crece en los bosques tropicales de Sudamérica.

El achiote o urucú, como se le conoce en Brasil, se cuenta entre una de las primeras plantas domesticadas por los indios de esa región, probablemente con fines ceremoniales .Fueron los españoles quienes dispersaron por todo el mundo el uso del achiote, o annatto. Actualmente es un condimento que se encuentra con frecuencia en la cocina asiática, africana y europea.

Las semillas de la bija son de color rojizo a marrón anaranjado y se encuentran encerradas en la cápsula globosa, en número de 30 a 60. Las semillas son parecidas a la de la vid (Vitis vinífera L.) pero de mayor tamaño y algo comprimidas; su tegumento está recubierto por una sustancia viscosa de color rojo vivo. En la República Dominicana, según ciertos autores, existen cuatro variedades de bija, que se diferencian por características exteriores bien definidas.

ADITIVOS
Colorantes naturales vs artificiales

Los aditivos colorantes se usan en los alimentos por muchas razones, algunas de las cuales son para compensar la pérdida del color causada por el almacenamiento o por el sometimiento a procesos químicos y para corregir las variaciones naturales del color de algunos alimentos. Los colorantes artificiales son químicos sintéticos que no son extraídos de la naturaleza.

En la mayoría de los casos los nombres de los colorantes artificiales no aparecen en las etiquetas de los alimentos que los componen, esto sucede porque del conjunto de los aditivos artificiales el grupo de los colorantes es, probablemente, el que mayor polémica ha originado. Frecuentemente, a éstos se les considera aditivos de dudosa utilidad y es por estas razones que se recomienda en la producción de alimentos utilizar colorantes naturales, ya que éstos no provocan efectos secundarios a la salud.

Actualmente hay un interés mundial en el desarrollo de los colorantes naturales, esto se debe, por un lado, a la necesidad de expansión de la variedad de colorantes y por otro a su confiabilidad, por ser naturales. En los últimos años, la preocupación por la seguridad de los alimentos ha llevado a muchas empresas a revisar la formulación de sus productos y sustituir los colorantes artificiales por los naturales.

El objetivo de esta investigación es lograr la producción de Colorantes Naturales en Polvo a partir de Bija y Cúrcuma utilizando Procesos Biológicos. Después de la segunda guerra mundial, el descubrimiento de los colorantes sintéticos sustituyó el uso de los naturales. La producción del annatto disminuyó de manera importante y su uso se restringió nuevamente al ámbito tradicional.

Sin embargo, en la década de los 70 se detectó que muchos de los colorantes sintéticos utilizados en la industria eran cancerígenos. En Europa se desató una serie de escándalos en relación con estos compuestos y en varios países se llegó a prohibir su uso para el consumo humano. En 1990,la Food and Drug Administration (FDA) de Estados Unidos prohibió definitivamente algunos de éstos por sus efectos nocivos.

COMENTARIOS 0
Este artículo no tiene comentarios
Se ha cerrado la discusión de este artículo por lo que no se puede comentar